Ortodoncia con implantes

Hoy en día, cada vez más pacientes adultos requieren de tratamiento ortodóncico. Son pacientes que normalmente presentan una o varias ausencias dentales que han sido sustituidas o no por un tratamiento protésico. En los casos de ortodoncia cuando faltan piezas dentales se busca la rehabilitación protésica de las piezas perdidas y al mismo tiempo alinear sus dientes y mejorar la estética. Esto requiere de la colaboración de varios especialistas, como son el implantólogo, rehabilitador y ortodoncista, que deben trabajar conjuntamente.

Implantes antes o después de la ortodoncia

Ante un paciente con varias ausencias dentales sin rehabilitar, será trabajo del ortodoncista decidir si los implantes se colocan antes o después de la ortodoncia.  En casos en los que haya demasiadas ausencias puede ser necesaria la previa colocación de implantes para que se pueda sostener la ortodoncia.  En cambio, en otros casos, será obligada la previa ortodoncia para posicionar correctamente los dientes y abrir espacios para la colocación de los implantes. Ésta última opción es la más ideal ya que al colocar los implantes después de la ortodoncia, en el último momento, se pueden colocar en la posición ideal.

Secuencia que muestra un caso de ausencias dentales en la boca del paciente y la colocación de un implante después de ortodoncia ante

Ante una ausencia, los dientes adyacentes tienden a volcarse hacia el espacio haciendo imposible su rehabilitación, de modo que es necesario un tratamiento de ortodoncia para alinear y abrir el espacio necesario para la colocación de un implante después de ortodoncia.

Se puede poner ortodoncia si tienes implantes

Por otro lado, existen pacientes que acuden a la consulta y ya son portadores de prótesis fijas sobre implantes.  Los implantes son tornillos de titanio que, mediante una intervención quirúrgica menor, se colocan en el hueso y sustituyen a la raíz del diente ausente. Al contrario que el diente natural, los implantes una vez puestos no se pueden mover. En algunos casos, esto puede presentar una limitación ya que, si el paciente se somete a un tratamiento de ortodoncia con implantes, los dientes adyacentes se van a mover y puede ser necesario el cambio de la corona sobre el implante para adaptarla a la nueva posición de las demás piezas dentales.

Secuencia que muestra un caso en el que el paciente presenta apiñamiento, ya es portador de un implante y del tratamiento de ortodoncia con implantes

Situación en la que el paciente presenta apiñamiento y ya es portador de un implante. (Fig.1) Los dientes a su alrededor se alinearán y nivelarán. En ocasiones, la posición final de los dientes no coincide con la del implante (Fig.2). En estos casos, tras finalizar el tratamiento de ortodoncia con implantes, se procederá a la sustitución de la corona sobre el implante por una nueva que ajuste perfectamente (Figs. 3-4)

No obstante, en otros casos pueden ser de gran ayuda ya que actúan como puntos fijos en los que apoyarse para realizar movimientos concretos con la ortodoncia sin producir movimientos indeseados en otros dientes.

En resumen, los implantes dentales con la ortodoncia son compatibles y será trabajo del ortodoncista decidir qué tratamiento de ortodoncia con implantes es el más adecuado en caso de que el paciente ya tenga implantes antes de iniciar la ortodoncia.

¿Quieres valorar este artículo?
Ortodoncia con implantes
Valora este artículo

Escrito por Dr. Fernando de la Iglesia Beyme
Licenciado en Odontología por la Universidad de Barcelona. Máster y Doctor en Ortodoncia por la Universidad Internacional de Cataluña. Miembro de la Sociedad Española de Ortodoncia (SEDO).